domingo, 19 de junio de 2016

El Club de la Lucha





Buenas tardes!

Toca reflexionar tras ver una impactante película titulada “El club de la lucha”; los motivos para hacerlo son varios, a saber:

UNO: es de 1999, basada en una novela escrita en 1996. (Luego se extiende la reflexión del por qué este dato del tiempo lineal es importante.)

DOS: trata sobre un aspecto que desde la precariedad del pensamiento humano puede discernirse la ambigüedad, -y por ende el prejuicio-, de “ya estamos de nuevo ante un loco”, no porque lo esté o lo sea, si no porque es DIFERENTE al pensamiento reduccionista de la plebe; si eres distinto, pero MUY distinto, estás mal, esa es la premisa y de ahí no se sale NADIE que no tenga la suficiente inteligencia para pensar por sí mismo o “por” sobre la Gestalt que sea, que es UNO y MÚLTIPLE pero sin dejar, valga la reiteración, SER UNO MISMO.

TRES: el final de la película, -que NO desmonta nada para quien no la haya visto- es del todo visionario, yo cuando estaba viéndolo no cabía en mi asombro:


Porque cualquiera que haya estado atento desde el archifamoso once de septiembre de 2001 u “ONCE ESE”, sabrá lo que pasó ese día, y no voy a repetir cual loro desinformante nada de lo que repiten esos medios, por lo que diré sin ningún tipo de tapujos: la demolición de las torres gemelas más el edificio negro o también llamado “SIETE”, que no tuvo absolutamente NADA que ver con ninguna clase de ataque aéreo, ni de aviones ni de misiles:



El desarrollo de la reflexión podría hacerse desde diferentes vertientes, pues cabría decir que el “terrorismo” del que los medios de desinformación desde hace ya tanto, antes incluso del autoatendado mencionado del once de septiembre, es siempre, siempre, y siempre, inventado, de tal forma que podríamos decir sin ningún tipo de dudas que NO HA HABIDO ni un sólo atentado terrorista que hayan llevado acabo los que se supone tendrían que ser terroristas: gentes que quieren causar el mal a otros por una u otra razón, como por ejemplo: tú fastidias a alguien en su tierra, el de esa tierra se rebela y te fastidia a tí en la tuya, pero no dándote un pequeño susto o alarmando un poquito a la sociedad, si no un TERROR de verdad; siempre digo que no me gustaría estar en la piel de un palestino, y siempre menciono a los palestinos porque viven en un TERROR constante, sin descanso, día sí y día también, pues es como les obligan a vivir los que ocupan su tierra.

Hace no mucho al terrorismo se le llamaba “guerra”, unos y otros entraban en conflicto por distintas excusas, que no razones; el ser humano es violento por naturaleza, tiene una necesidad monstruosa y ancestral de provocar el mal allí donde está, incluso cuando parece que está haciendo el bien, lo único que está haciendo es urdir un plan para fastidiar al prójimo, y ésto, aunque sea de forma inconsciente, no es excusa, es lo que hace ser al humano un bicho abyecto hasta la médula. No es ninguna novedad y lo reiteramos mucho, pero no es porque sí, es simple observación.

El caso es que película y supuesta realidad tienen un fin completamente distinto, siendo más “real” el de la película o ficción que el de la realidad o… de nuevo ficción, aunque haya gente realmente implicada (familiares) en esa vivencia y que si leyeran esto se enfadarían bastante, pero hierran en su enfado si fuera dirigido hacia esta observación, pues quienes cometieron el crimen están tirando de los hilos de quienes parece que gobiernan.

Y es tanto así porque los del club de la lucha han formado un ejército para quitar del medio las memeces de la “cultura de la necesidad”, necesidades que NO son necesarias en la inmensa mayoría de los casos, simplemente son caprichos para hacer endeble al primántropo y estar siempre necesitados de necesidades falsas, con lo que consiguen un aborregamiento perfecto para imponer una idiocracia que cada día que pasa idiotiza más al vulgo.

Ese “ejército” no es más que la casi perfecta escenificación de la tiuzdad en busca del paso hacia la Evolución del Espíritu en forma de entidades Divinas, o sea, los Tiuz, que NO se andan -no Nos andamos- con tonterías ambiguas: lo que tiene que ser, es, o dicho como lo decimos muchas veces: "lo que éh, eh, y lo que no éh, no éh”, dicho sea de paso con el deje andaluz, como no puede ser de otra forma. Las perogrulladas a veces parece que lo son, pero no es tanto así; si quieres de verdad provocar un mal que lamenten los que han producido mal, debe de ser hasta las últimas consecuencias, de lo contrario se queda la cosa en “un sí es no es” que da asco; caso idéntico si lo que quieres provocar es el bien; por gracia Nosotros sólo queremos la Armonización de una Tierra -RAN- en la que reine lo que debe de reinar, pues el bien y el mal son sólo medias verdades del mono loco que nosotros mantenemos MUY lejos.

Decapitar al sistema consumista parece la idea de un cantamañanas cualquiera de estos que están tan de moda, pero no se puede decir desde el mismísimo consumismo, de hecho NO se dice: actúas como deba de ser sin la teatralidad de la desinformación mediática, que es lo que necesita el humano para poner en “verdad” lo que es del todo MENTIRA; es como que si algo no sale a la luz “pública” no existe, y si sale sí, PUES NO; cuanto más verdadero sea algo, más estará en donde deba de ser, sin miradas innecesarias de necios que no van a comprender la trascendencia de lo que de verdad SEA ALGO.

La película en sí misma y casi durante una hora puede dejarte en plan… “vaya pestiño de violencia, otra más”, pero a veces se debe de tener algo de paciencia para comprender toda la intrincada trama, y esta película la tiene y de qué manera. Nosotros como NO hacemos análisis de interpretación, cuadro de actores ni pamplinas de esas, queda la reflexión bastante abierta para analizarla mucho más, pero eso, desde una perspectiva más allá del dedo que señala a la Luna ;)


Lo de las fechas no lo he recalcado mucho porque creo que por lógica se entiende: la novela es de 1996, la peli la hacen en 1999 y los autoatentados-demoliciones de las torres gemelas y edificio 7 son en 2001, en fin, parece que se ponen del revés las cosas; normalmente un hecho funesto provoca hacer una película, pero aquí parece que primero hicieron la película y después se la han montado en la realidad… o lo que quiera que sea ello.

H.


miércoles, 1 de junio de 2016

La Rueda del infortunio




Muy buenas!!

A reflexionar se ha dicho!!

Resulta que el gigantesco desorden mundial impuesto por los de siempre -y que otros faltos de razón llaman “nuevo orden mundial” y se quedan tan panchos- hace que cada vez el caos sea más y más y mucho más grande, todo gracias a que la tontez de la humanidad crece, y crece y no deja de crecer, y eso es con lo que cuentan los que van produciendo con cada vez más fuerza ese desorden, o sea, a esos que llaman “políticos”, “gobernantes” y similares, que son tan tontos como los demás, pero han conseguido entrar en el club de los mafiosos-estafadores y ladrones y desde ahí cargárselo todo; o sea, unos y otros han conformado todo este desastre que se puede ver en cualquier parte, siempre y cuando, claro, se sepa MIRAR, y no se deje uno hipnotizar por las tonterías de los medios mediatizados de desinformación.

Sigue habiendo una manía de ver un poquito, pero muy poquito, más allá de la nariz, un palmo si cabe, y creer que lo que pasa en el aquí de cada cual es exclusivo de ese “aquí”, pero que no es para nada cierto, en cada uno de los “aquí” en todo el orbe se dan las mismas estúpidas circunstancias, porque precisamente el desorden caótico este se trata de implantarlo hasta en el último rincón del planeta, incluidos esos rincones donde no parece haber nadie, sí, ahí también.

Centrarse en la “actualidad” del “aquí” que fuere es una de las cosas que más idiotizan, porque dejan de lado a un azar extrañísimo las cosas que de verdad están pasando, y que por “orden” de los desordenadores NO pueden ser tratadas en esos medios masivos de entontecimiento, por ejemplo, la invasión del desorden intercultural que está habiendo en todo el planeta, ya no sólo en Europa; hacer un énfasis especial de Europa es muy bueno para los tontos güenistas de toda laya, porque así pueden llamarte todos los improperios… que sólo para ellos lo son, así que corren el estúpido velo y a seguir desinformando.

Pero que cada cual se deje poner el estúpido velo, es una cuestión de UNO MISMO, NO hay que echarle las culpas absolutamente a nadie, o sea, lo del espejo, sí: te pones delante de él, del espejo, que sí, y ahí tienes al culpable de TODO cuanto pasa, a nivel personal y a nivel global, en serio: si tú votas, ahí tienes una de las culpabilidades más grandes; si tú te dejas guiar por los medios mediatizados de desinformación, otra razón más; si sientes que eso de “ser feliz” al precio que sea y porque te lo dicen los demás, otra de las razones; si estás a favor de las medidas expresadas por el güenismo de los que están a favor de todo sin orden ni control… y así unos cuantos etcéteras, pero que se pueden meter en la misma caja donde está lo de creerse a pies juntillas lo de las idioteces de los medios mencionados.

Ya no cuento anécdotas particulares, es muy triste y seguiría siendo una visión subjetiva, y aunque el subjetivismo está de moda, se puede ser objetivo sin temor a nada; por más tiempos que pasen… Sócrates tenía razón, y aun así lo mataron, porque intentar hallar la Verdad, -junto con su consabida Justicia, claro- es una tozudez del Espíritu Inocente que anda entre las bestias humanas que ni cortas ni perezosas imponen su subjetivismo -o sea su MENTIRA- a la realidad, entre otras razones porque son almas perturbadas -(las bestias humanas)- que reencarnación tras reencarnación cometen los mismos errores una y otra vez, gracias sean dadas a una inconsciencia -o inconsciente colectivo- que se va haciendo -muy a pesar de los que creen que hay una EVOLUCIÓN- cada vez más fuerte, y desde esa fuerza, los tuertos… ya se sabe.

Y hasta aquí la reflexión.

A más ver…

                         H.

viernes, 9 de octubre de 2015

miércoles, 25 de marzo de 2015

"Carpe Diem"


Carpe diem

"Aprovecha el día de hoy", que es lo que significa la locución latina que da título a este cuento, ha sido un consejo recurrente a lo largo de más de dos milenios para incitar al oyente o al lector a aprovechar placenteramente los días de su efímera juventud, -pero ése es el sentido más banal y menos interesante de este adagio-. Y es que hay cosas mucho más rentables y más importantes que aprovechar en cada día de hoy, desde el primer momento en que uno comienza a tener uso de razón y a hacerse responsable de su propia vida.

Tendría Angelito no más de nueve o diez años cuando tuvo su primer enfrentamiento con su director espiritual en el colegio de curas en donde estudiaba.

"Prefiero tener que arrepentirme a tener que lamentarlo" explicó al severo anciano.

"¿Y cómo distingues tú esos dos verbos?" replicó a su vez el viejo jesuíta al filosófico alumno arrodillado en el confesionario.

"Se arrepiente uno cuando ha hecho algo malo; y lo lamenta cuando no ha hecho algo que podía ser bueno".

Fueron pasando los días y los meses y los años y aquella norma de conducta fue una de las muletillas de Angelito, después convertido en Ángel, y después convertido en Don Ángel. Naturalmente tuvo que arrepentirse de innumerables acciones por no haberlas querido lamentar en su momento; pero así y todo, el balance era positivo. Angelito y Ángel y Don Ángel fueron un buscador incansable de fascinaciones y misterios. Él distinguía lo que es una "fascinación" de lo que es un verdadero "misterio" en el componente emocional del asunto. Las fascinaciones gustan y dan un pelín de escalofrío, mientras que los misterios son como el cliché del negativo de la misma foto.

Así que cuando alguien le propuso meterse a hacer magia no lo dudó ni un momento. En el colegio se decía que los malvados satánicos trabajan con hostias consagradas conseguidas por viejas que van a comulgar y se la sacan de la boca y las guardan en un pañuelo, pero él no se creía que eso pudiera funcionar, porque una hostia ensalivada pierde su principal componente, que es su espiritualidad mágica. Tampoco vale una hostia robada directamente del copón, porque se la está sacando de su contexto.

Con el agua bendita pasa tres cuartos de lo mismo: Angelito no se creyó nunca que sirva para espantar vampiros. Ni los crucifijos tampoco; -(a menos que los vampiros les tengan asco porque les recuerde a la muerte)-. Así que después de darle muchas vueltas a lo que la mayoría de las personas entienden por "magia", Angelito, Ángel y Don Ángel, optaron por investigar en profundidad el tema sin cortapisas ni prejuicios.

Si tuviéramos que hacer la relación nominal de los supuestos magos y brujos que visitaron A., A. y D.A., no tendríamos sitio para más en este libro; por lo que vamos a omitirla. Pero un día muy concreto le ocurrió un encuentro casual y momentáneo totalmente trascendental; duró unos tres o cuatro minutos: Fue su encuentro con el Sol:

Fue un 21 de marzo hacia la una y veintidós -hora oficial- del medio día.

Ángel había viajado a un pueblo de la sierra para pasar sus vacaciones de semana santa, y a aquella hora estaba paseando por un bosque a modo de parque que había en los alrededores del pueblo. Encontró una fuente construída rodeada de cuatro bancos de mampostería y se sentó. Desde allí divisó entre los árboles una especie de basamento de un inexistente edificio del que quedaban dos escalinatas simétricas. Se levantó y fué hacia allí.

Se acercó; lo rodeó; subió por una escalera a una plataforma rectangular rodeada por un banco corrido a excepción de por dos huecos para el final de las escaleras. Bajo y anduvo observando: Allí había algo sumamente extraño que no acertaba a definir. Observó atentamente las cuatro paredes de la construcción, incluso pasando su mano al tacto. Observó también los escalones y sus gruesos muretes a modo de pasamanos. Sentía en las sienes los latidos de su corazón expectante y una levísima presión obsesiva en el centro de su frente. Estaba completamente seguro de que allí había algo totalmente extraño e inusual, pero no encontraba nada que revelara qué.

Hasta que de súbito lo comprendió: No era que allí "hubiera algo", sino que allí "faltaba algo que debía estar": LA SOMBRA.

Efectivamente, no había ni un milímetro de sombra en toda la construcción, ni en sus paredes ni en el suelo al pie de las paredes.

Miró su reloj de pulsera, -era la una y veintidós, hora oficial del medio día en el meridiano del lugar, un día 21 de marzo-. Aquel fenómeno no volvería a repetirse hasta seis meses después, y era muy improbable que alguien pasara casualmente por allí durante los tres o cuatro minutos en que era observable.

Se dirigió adonde vivía el cronista de la villa, que era también médico del pueblo, y le contó su hallazgo.

"El sitio que usted ha visto se llama "El Merendero", y lo único que sé de él es que fue restaurado en 1.906, por algunos desconchones que tenía en el revestimiento de mortero y algunas erosiones producidas por la intemperie en su estructura de piedras. Lo que sí hay por allí muy interesante es un círculo de dólmenes en las montañas, que tienen al "Merendero" exactamente en su centro".

Aquella noche Ángel volvió al lugar. Era plenilunio. Se sentó, frente a la Luna, en el banco corrido que coronaba a la construcción, y esperó a apasionarse.

El viento a través del bosque parecía susurrar una ancestral canción musitada por millares de gargantas. Imaginó que todo el valle estaba ocupado por una multitud sentada en el suelo. En un momento dado sintió que una fuerza interior le puso en pie y le obligó a alzar los brazos, y sus pies iniciaron la danza griega del sirtaki.

Fue con esta danza con lo que adoró a la Luna y al Sol Ausente.

Fue su primer rito verdaderamente mágico, del que no se arrepintió jamás.         

sábado, 7 de marzo de 2015

Un misterio cinéfilo


Muy buenas, Krónidas!!

Hace unos años, no sé si unos quince ya, (porque como pasa todo tan rápido...) me obsesioné con una película a causa de su banda sonora, que como en muchas ocasiones antes la escucho y después la veo, pero en este caso la cosa se retrasó, y mucho; un día escuchando el que creo es ya un extinto programa de radio 3, "Diálogos 3", sonó un tema de una banda sonora de Philip Glass: "The secret agent", o sea "Agente secreto", una película de 1996, y con el tiempo lo máximo que conseguí fue ese tema junto con la Tercera Sinfonía y unas cuantas músicas más, algunas de cámara, del autor neoyorquino, y bueno, la búsqueda de la película fue un fracaso, tampoco es que conociera tantas cosas como hay hoy para encontrarla, pero en los lugares habituales, no: vídeo club, emule, en fin, esas cosas; NO, no conocía la fnac ni me iba a ir al quinto cuerno para encontrar la peli, fanatismos los justos.

Pero por hache o por be, hace unos días sí que fui a la fnac, a por un libro, y ya que estaba... la osadía me pudo y pregunté por la película de marras, y... efectivamente, estaba en catálogo todavía, después de casi veinte años, así que a esperar.

El otro día fui a por ella, una portada casi clásica:



Hoy la hemos visto, y la verdad es que me alegra haber acertado, pues si me gasto dinero y luego es un bodrio... como que no mola NADA. El caso es que la película comienza con un actor que el pasado agosto reencarnó: Robin Williams, y la sorpresa que te llevas es gigantesca, pues como bien se puede observar en la carátula NO se observa el nombre por ninguna parte, pero es que es más, ni por atrás tampoco, ni en la portada en inglés:

Imagen

De hecho en ésta no aparece ya ni el más joven del film, esto es, Bale, que es el que ha hecho de Batman en las más o menos recientes películas del héroe ronco y murcielagoso; pero de Williams... nada de nada; en la página del IDMb, -base de datos de todo lo que existe en películas y series-, sí aparece, y en alguna que otra página como esta, también http://www.historiasdepoca.es/viewtopic.php?f=32&t=4473, y se puede leer alguna crítica de la cinta, de esas críticas que no sabes muy bien si es que han visto la película o... se lo inventan como casi todo.

Yo al principio pensaba que si Robin no era mencionado en ninguna parte es que sería como una aparición así en plan... "paso por aquí, se me ve, es un misterio y no salgo más", pero no no, el papel de él es casi arquetípico, le da una trascendencia a la historia que al lado del papel de Depardieu es... ná con sifón. Sí, para la mente reductora humana el personaje de Robin Williams es maléfico y tremebundo, porque dice cosas horribles como que... "al final desde los gobiernos hasta la gente de a pie, se darán cuenta de que la debilidad deberá de ser exterminada", y eso... duele, porque no hace más que incentivarse eso... aunque por detrás no se haga otra cosa que ir machacando, pero de forma hipócrita: lo que más ha de verse es que la chusma cobre muuuucha importancia, y lo excelso sea cosa de... locos y cosas peores.

La película está MUY bien y ya está, pero es curioso que un actor de la talla de Robin Williams sea ninguneado de esa forma, de tal forma que cuando llegan los títulos de crédito ni se le menciona, NO aparece, es algo extrañísimo, y por más que he buscado no he encontrado ninguna referencia a esa irregularidad, que me parece que no es otra cosa que eso, no sé si es porque es una película políticamente incorrecta, o porque no tiene a más famosetes de relumbrón... no lo sé, la mafia se lo pasa bien en todas las épocas.

Luego está el tema musical: la Banda Sonora es algo... Glasiano, pues cómo iba a ser de otra forma, pero difícil de encontrar, un trocito sí:



En todo caso: si alguien sabe algo, por favor, soy todo ojos.

Un abrazo.

K.

miércoles, 24 de julio de 2013

PELIGRO: DEMOCRACIA



Buenas tardes!


Observando un poco el panorama no hay que ser un lince muy avispáo para darse cuenta de que estamos en una situación global -del mundo entero- en el que los modos en llevar las cosas de los mafiosos políticos es de lo más inquietante. En el futuro se estudiará la "democracia partitocrática" o "simiocracia" como el sistema político más nefasto para la civilización humana.. si es que la humana es una civilización, claro, pero a las pruebas que cualquiera se puede remitir el tema está claro: democracia es sinónimo de latrocinio, corrupción, terrorismo de estado -guerras inventadas-, chantaje, tiranía de toda clase, espionaje y otra serie de cosas malas que se me olvidan en este instante.

Desde lo más simple a lo más complicado, la "democracia" que ha impuesto el "poder" -sionista, judío, anglosajón, como se le quiera llamar- político de la mafia actual desde 1945, -en Europa sobre todo- trata sobre la limitación de las libertades de toda índole y en toda circunstancia.

Aconsejo a todo el mundo que cuando pueda vea la película "El Dictador" porque a parte de echarse unas risas va a ver cómo desde el humor -que no necesariamente es chabacano del todo- se "ironiza" -aunque muy en serio- sobre lo que verdaderamente ES la "democracia" de los mafiosos políticos.

También aconsejo a todo el mundo que sea lo más observador posible, porque sin la observación y sólo estar a disposición de lo que los medios mediatizados de desinformación y su opinión publicada, es como estar a expensas de cualquier mentira, convertirse en un irresponsable funcional que comete, lo sepa o no, toda clase de crímenes, desde los tan dramatizados desahucios en España, como los choques violentos de inmigración descontrolada en varios países de Europa, la ruina total de SATANIA -EEUU-, los extraños movimientos de los políticos de Sudamérica, -que dan una imagen de corderitos y luego son unas hienas voraces-, como todo cuanto pasa en África, desde Egipto a Sudáfrica, sin olvidarnos por supuesto del teatro montado en Siria que con tal excusa han dinamitado toda la zona mucho más de lo que ya lo estaba, con la traición constante del mundo árabe de Arabia Saudí y todos sus politicastros de los demás países árabes y no árabes; y un lejano oriente que sólo mueve ficha en honor al consumismo sin necesidad de poner la palabra "capitalista", pues de eso NO se salva nadie.

Y una observación a pie de calle: gracias a la "democracia", algunos países de América del Sur, NO pueden hacer envíos de un dinero que exceda los 300 euros, OJO, TRESCIENTOS EUROS (los políticos del mundo entero pueden mover 40 millones de euros, o más, y no pasa nada, hasta que lo sacan por los medios como forma de cortina de humo, porque estarán moviendo otros 400 millones mientras marean con lo otro), para comprar lo que quieran a distancia, porque se puede considerar que están traficando, así que... -y no sólo allí- en América del Sur eres culpable hasta que no se demuestre lo contrario, lo que se puede ver desde la ciudad del país que sea donde uno viva, hasta esos otros países que uno conoce lo mínimo "gracias" a los medios mediatizados. La "democracia" ofrece un control absoluto que NADA tiene que envidiar a la odiada y nefasta dictadura que nos han contado... siempre los medios mediatizados de desinformación, énfasis en esto a más no poder porque no hay que perderse. Y, MUY importante: desde España -y toda Europa- no se pueden hacer envíos asegurados de paquetería porque así lo dice la "ley" del otro lado del charco, y además, y por si no bastara ya con todo lo expuesto, los responsables, -no sé si son funcionarios o qué- de lo que allí sea correos, exigen cierta cantidad -soborno- por si lo que recogen las personas que son los destinatarios es algo de valor, así que... "gracias" a la "democracia" la libertad de toda clase está... aseguradísima...

La mafia política de toda clase -refiriéndome así a los que van de prelados, iglesias, cosas santas y demás- está haciendo un daño que es irreparable para conseguir un equilibrio de todo este lodazal; cuando se dice que "sí, lo mismo ha ocurrido en otras ocasiones con crisis peores, y hemos salido", es parte sólo de una de las artimañas de la propaganda de la mafia política de nuestros días; a medida que se adentra en el tiempo lineal, la cosa la van poniendo peor; las personas de bien quieren salir, tienen toda la voluntad puesta en ello, pero... sólo hace falta la "legislación" de los mafiosos simiocráticos para que esa voluntad se vaya al garete.

Pasará, pero de una forma pasiva desde luego que no.

La Evolución sigue esperando, y con ella los más Lúcidos y más Fuertes.

A más ver...

                               H.

jueves, 13 de junio de 2013

Análisis crítico de la crisis


Remitido:


Es un juego de palabras pero desde luego no es para nada liviano ni algo para hacer demasiados chascarrillos, pues aunque en apariencia todo está muy mal, el entorno no se muestra de esa forma.

Esta mañana he ido a recorrer algunas calles "importantes" de Madrid en busca de lugares donde poder mostrar lo que hacemos: ARTE, aunque oficialmente o técnicamente o incluso científicamente no se pueda usar esa palabra, pero realmente: me importa muy poco lo que lo oficial tenga en cuenta que ES o NO el Arte, desde luego lo chabacano, lo feo y lo degradante NO lo es, y todo eso se mueve por el mundillo alcantarilloso de los medios de masas, y por eso mismo NO vale nada; hay un anuncio que dice algo así que "millones de personas no pueden estar equivocadas", pues sí, yo a eso añado, "ni ná", porque claro que se pueden equivocar, de hecho lo hacen, lo sepan o no.

El caso es que yo iba en busca de tiendas donde vendieran, -aunque sea- artículos de regalo, pues ya sé que tiendas de Arte tal cual, NO hay, y las pocas galerías de la misma que hay están dedicadas en su mayor parte al óleo, por más que el Arte tenga muchísimos más prismas que eso -como la Escultura Mural-, pero en fin, es lo que hay; y dentro de las galerías de arte suele ser todo bastante simple, porque es la moda: que todo sea, o bien directamente FEO, o bien simple, porque es lo que manda la estúpida doctrina social de los medios de masa.

Pero la sorpresa me la he llevado cuando veo que en esas "importantes" calles de Madrid lo que más se encuentra uno -además de locales en alquiler a punta pala- son tiendas de ropa, de zapatos, perfumerías, joyerías y por su puesto bares, restaurantes y otros lugares del yantar en plan fisno, delicatesen le llaman, y ya está, y alguna tiendecilla de cosas curiosas pero MUY baratas, la mayoría de cosas hechas por ahí muy lejos a dos céntimos el kilo y que luego le sacan un cuatro cientos por cien de algo que NO vale para nada, pero que dicen ser funcional.

La Belleza es una Función en Sí Misma, no es algo que sirva para adelgazar, para remover la comida que nos vamos a comer o para que sea divertido... por el divertimento mismo sin ningún otro objetivo ni trascendencia; la Belleza en realidad no tiene precio, pero dentro del mundo humano todo tiene un precio, y el de la Belleza en sí misma no es algo para todo el mundo, pero no por el dinero, si no por la sensibilidad. Es cierto, por ahí se entra de manera muy fácil a ese debate melifluo de... qué es Arte y qué no lo es, cuando es tan sencillo de apreciarlo: el Arte es algo Bello, y aquello que NO es bello, NO es arte, ¿es tan complicado?; pero entonces surge la otra puerta por la que se entra a la opinión publicada y personalista de... ¿quién decide qué es bello y qué no lo es?, la respuesta también es muy sencilla: la lógica, la sensibilidad, la Inocencia y el no estar trastornado por las diversas doctrinas -que al final se engloban en UNA- de la sociedad de la culturetería, de lo políticamente correcto y de la mansedumbre adormilada del entretenimiento ocioso sin sentido.

La crisis se vuelve crítica cuando te das cuenta que TODO gira en derredor de un hedonismo ególatra, o sea, del cuerpo, el cuerpo y el cuerpo, no hay nada más, lo más simple de todo, lo que por más que cuiden siempre añadirán la coletilla... "total, son dos días", así que... en vez de tirarlos en filfas tan pobres, ¿por qué no invertir un poco en el Espíritu?, invertir en el sentido temporal y en el sentido económico, aunque suene un poco incongruente, pero al fin y al cabo las bellezas artísticas -fuera de antiguos reyes o emperadores- sólo se pueden adquirir con dinero... o Creándolas, claro, pero si ya es difícil el mundo de admirar.. el de Crear...

Pero no cejaremos en el empeño de conseguir que algún día vuelva todo a la normalidad -incluso a lo Extraordinario-, cuando esta edad oscura que se resiste al Nuevo Cambio del Nuevo Tiempo, se vaya por el retrete y a ser posible que NO regrese nunca más.

Seguiremos en el análisis LIBRE de lo que de verdad ocurre.

Un saludo.

K.