miércoles, 24 de septiembre de 2008

La Maquinaria que Regula (Parte 4)







(es continuación)

Aun así, los adelantos tecnológicos sólo son parte de una Maquinaria que NO tiene NADA que ver con la Tecnología física, sino con una Tecnología Mágica y que aun más es Meta-Mágica, un paso más allá de la Magia como tal, y un paso más que se da cada vez que la Imaginación de los Dioses Vivientes avanza y además avanza sin cesar, pues si hay algo INFINITO es la Imaginación, y en Manos de los Dioses Vivientes aun más Infinito. ¿Puede haber algo más Infinito que el Infinito mismo? Pues claro, más Infinito todavía, una reiteración y además de las buenas, como subir arriba o cualquier redundancia hecha conscientemente.

La Tecnología es parte de una Maquinaria que no se puede poner en el Tiempo cronológico de fechas, edades y eras, es Algo que contiene una inmanencia con el Astro mismo, un Astro creado por la Pasión y con la Pasión, Creado desde la Mera Creación por el Amor y la Belleza y la Armonía, contenidas cada una de Ellas en cada una de Ellas, inseparables.

Dentro del Mecanismo de la Maquinaria hay muchas cosas que Regular, pues aunque sea una Maquinaria que se regula sola, o que al menos eso parece, hay una regulación que es el Deseo de los mismísimos Dioses Vivientes, que por eones, -por poner una palabra que haga una referencia cronológica de miles y miles de años- mantiene, ya no sólo vivo y viviente a este astro, sino a todo el Sistema Solar, Sistemas Solares de este y de otros Universos y de todos los Universos.

Pero... ¿Cómo hacer que el Deseo se haga REAL en momentos determinados de Nuestras Vidas Físicas soportadas en tiempos cronológicos normales? ¿Por qué unas veces el Deseo se dispara como una Flecha perfecta, exacta, precisa, que da en una Diana que incluso puede asustar, las veces que da en ella con esa precisión?

El Deseo forma parte de la Consciencia, como todo lo demás, la Creación, la Pasión, todo. Un Deseo Consciente, sin más, debería de tener toda la Fuerza de todos los Universos, pero hay tantas interferencias por culpa, quizá, de lo físico, que no se llevan a término.

Vivimos en uno de tantos Mundos de Perfección Imperfecta, y es por eso que el Deseo Instantáneo, la más de las veces, no se cumple, al menos para la percepción sensorial normal; porque en realidad TODOS los Deseos se cumplen, lo que pasa es que en su momento. Pero a veces necesitamos, -de Necesidad Imperial, no de necesidad intrascendente y de “gusto”, de esas todas las veces los deseos NO se cumplen- que los Deseos sean actos de una velocidad lumínica, porque no hay tiempo cronológico de esperar, luego ya se perfeccionará.

Pero lo importante es el Deseo, que esté palpitando siempre, constantemente, siguiendo los rítmicos latidos de la Maquinaria, incesante, imparable.

El Deseo se lanza con todas las fuerzas, a una velocidad incalculable. De esta manera PARECE que el deseo sale al exterior, porque es lanzado, pero en realidad se “lanza” hacia el deseador y en ese momento empieza a Trabajar la Maquinaria. Anima el hecho de pensar que se lanza fuera también, así hay más posibilidades, o hace ilusión que así sea. El Espíritu es Infinito, como el Espacio, pues el Espíritu contiene al Espacio, y el Universo es Infinito, como el Espíritu que lo contiene, como los Espíritus que lo contienen, y como los Espíritus contienen todo eso y más, se reconocen unos a otros y el Deseo va dando vueltas y vueltas y vueltas hasta que se plasma en una Realidad Atómica, pero que se siente mucho más que perceptiblemente, pues la Victoria es algo que se siente muy dentro.

Todo cuanto está sucediendo, de manera individual y de manera global es un Deseo lanzado desde ni se sabe los Tiempos, pues los hay que son lanzados desde el Futuro, pues la más de las veces la Maquinaria que Regula no quiere saber nada de tiempos concretos.

Damas y Caballeros, hemos llegado al mismísimo Centro de la Maquinaria que Regula absolutamente todo.

Contiene una luz que resplandece como la unión de todos los Diamantes, ningún destello se repite, ningún color se parece al anterior, ni al siguiente. La luz que emite es tan fuerte que no se logra ver si está suspendida en el aire o está colocada sobre algún pilar o sobre algún altar o sobre cualquiera otra cosa.

La sala donde esa luz refulge es inmensa, una inmensidad que varía a cada instante, no podría localizarse el principio ni el fin de la estancia, ni de ancho ni de largo, y los techos son unas cúpulas que del mismo modo cambian su altura e incluso su forma, más grandes, más profundas, más abovedadas, con iridiscencias en su interior.

El Sonido de fondo es el ininterrumpido Trueno Lejano de ensoñaciones sonoras que crean más y más estructuras en ni se sabe cuántos puntos por segundo en ni se sabe la de Universos que no están ni por localizarse.

Algunos de los que estáis aquí ya sé que sabéis qué es esto, o al menos en parte, pero seguiremos haciendo referencia a la Maquinaria que Regula. Para echar un cable a los que van llegando y todavía no se han desprendido de los ojos de las cuencas, mostraremos unas imágenes para saber exactamente de lo que hablamos, hay que comprender esto hasta los tuétanos o más. No hemos conseguido mejores resultados pues nuestros técnicos tienen una imaginación portentosa, pero lo que es en programas de diseño y tres dimensiones están más fritos que una pescadilla, pero bueno, es mejor esto que nada.

A continuación vamos a ver cómo es, en teoría, la imagen de la bola terráquea llamada también Tierra:
















Esta posición no está escogida al azar, es la posición exacta para hacer comprender cómo es que parte de la Maquinaria que Regula sale a la superficie terrestre y las otras cinco NO. No vamos a dar localizaciones exactas porque no nos interesa levantar la liebre ni ningún otro salteador. En la imagen podemos apreciar que los humanos creen que la Tierra es redonda, es casi perfecta, pero no es así, es un planeta bastante deforme, y es importante hacerlo notar porque en la siguiente imagen van a poder ver y luego empezar a comprender cómo es a lo que vamos. Imagen, por favor:



Es ir un poco rápido, pero da igual, el hecho es que hay que fijarse bien, aquí no hay escalas ni nada, hay que poner en funcionamiento las neuronas de cada órgano de nuestro ser y desde luego multiplicar las neuronas disponibles en el sistema cerebral para verlo más allá de los ojos de las cuencas.

Localicen el vértice de la derecha de la imagen, ¿lo tienen? ¿Qué es? Para saberlo miren la imagen anterior de la Tierra, ¿ya lo tienen? En efecto, es la Gran Pirámide, que geográficamente está en África y más en concreto en Egipto, ¿no es cierto? Claro que lo es. Si se fijan en los demás vértices de lo que serían otras cinco Grandes Pirámides NO sobresalen, o hasta la fecha no se sabe bien si sobresalen o no; desde hace un tiempo cronológico indeterminado se especula con que en China hubiera otra Gran Pirámide, lo que coincidiría un poco con el mapa geográfico de la Tierra, pero bueno, el caso es que la Pirámide más famosa de toda la Historia y de toda la vida de toda la clase de humanos que han vivido en este escenario terráqueo es la de Gizeh, pronunciado, según algunos, Guisa, o Guiza, o Guizé, vayan ustedes a saber.

Vayan viendo y comprendiendo la imagen, porque mañana les explicaremos cómo es la Estructura interna o al menos, una pista.

Hay algo dentro, hay una forma dentro que tiene una multiformación, ¿qué es?

Por favor, les ruego que vayan saliendo hacia las zonas anteriores, no vale especular ahora, mañana será otro día.



(Continuará)


3 comentarios:

kyle xy dijo...

Que ganas de que sea mañana, me estoy enganchando a esto de la maquinaria que regula.
SALU2

Hectópolis dijo...

Hola, Kyle, muchas gracias de nuevo por tus comentarios y tu seguimiento. No imaginaba que iba a ser capaz de escribir de nuevo, pero como está saliendo, estoy ilusionado. Un abrazo.

Hectópolis

kyle xy dijo...

No me extraña, estás enlazando día a día una historia la mar de interesante.
SALU2